Seguidores

Un bonsái no es un árbol que no crezca, es un árbol al que se le impide crecer, al que se le van podando ramas, cortando raíces, manipulando su crecimiento natural, a capricho absoluto de su cultivador. Pero al mismo tiempo, se va regando y cuidando con esmero para mantenerlo, porque el verdadero placer es que crezca bajo el control de sus manos y de su imaginación. Y así obtiene “su obra”. Es decir, la misma persona que va “destrozando” la planta es la misma persona que le permite que siga viva. Profesor psiquiatra forense Lorente Acosta (El efecto Bonsai)

..

LA ARMONÍA DEL SILENCIO, mi nuevo blog.

LA ARMONÍA DEL SILENCIO, mi nuevo blog.
A veces, me refugio aquí.

8 mar. 2012

8 DE MARZO, PASADO, PRESENTE Y .... UN BRINDIS POR EL FUTURO





Según el Génesis, Eva y su comilona de manzanas prohibidas provocaron enfado divino y expulsión paradisíaca de la primera pareja humana.Como resultado y hasta hoy, el hombre es un dios caído que anhela a los cielos, huérfano de la felicidad. Mientras, su compañera de ADN cargó con la culpa del pecado original a la sombra acechadora del Maligno.
Así nació la concepción católica de la mujer y el duradero síndrome de diabolización de las féminas. En tanto la díscola costilla de Adán, revestida de despojos de pieles, a golpes de zapatillas se fue a crecer y reproducirse con su avergonzado esposo para poblar la Tierra inmensa (ahí estamos tú y yo), surgió un compensatorio estereotipo femenino, de perfección y virginidad perpetuas, María.

Mal comenzó la cosa y peor siguió en la Grecia del misógino Aristóteles, quien consideró a la mujer un proyecto fallido de macho”, cuya mejor virtud era el silencio (entender sumisión).
A la sazón, los padres inventores de la Democracia, negándole cualquier derecho cívico y por tanto cualquier cargo público en la progre polis, la toleraron como objeto reproductor, esclavizada, desheredada, a menudo asesinada y siempre,siempre muda.
(Lástima que Freud que no hubiese nacido,
 sugiriendo que la razón casi siempre habla en voz baja).

En el año 585 vivió Europa una tremenda duda:
¿tiene o no ese ser pecador un alma?
¿Y en tal curioso caso, era vegetal, demoníaca o animal?
Por fortuna, ahí estaban las flechas de la divina iluminación o condescendiente Concile de Macôn (Burgoña, Francia) para restablecer la surrealista situación.
Se adjudicó a la mujer un anima humano, sin embargo y como no, únicamente creado para servir a sus amos y señores, los hombres.

Así se traslada una de la infamia a la casi dignidad... puesto que después de tamaña revelación, las cosas quedaron como estaban.
Controladas por el intolerante patriarcado imperante, las mujeres prosiguieron con su sólita singladura, verbigracia silenciadas, casadas, maltratadas, repudiadas, explotadas o directamente asesinadas.

1325 años más tarde, en Copenhague y 1910, una de sus sufridas descendientes, la alemana Clara Zetkin, sindicalista marxista e histórica figura feminista, propuso durante el Congreso Internacional de Mujeres Socialistas, el 8 de marzo para celebrar una festividad anual de la Mujer, a la sazón con tintes revolucionarios.
Entre conquistas socio-laborales soñadas, reclamaba el derecho al sufragio universal femenino. Además, ese recordatorio celebraría dos eventos neoyorquinos supuestamente ocurridos a la misma época: en 1857, la primera marcha de trabajadoras textiles y en 1908, una huelga de 40,000 míseras costureras reclamando mejoras laborables y prohibición del escandaloso trabajo infantil.
Parte de las obreras, apresadas por los dueños de la Cotton Textile Factory en Washington Square, no pudieron unirse a la huelga.
Para colmo surgió un incendio y 129 de ellas murieron atrozmente,atrapadas en el edificio que sería su ataúd. En su dolorosa memoria se ideó el Día Internacional de la Mujer Trabajadora, respaldado por muchos Estados y Naciones Unidas, que la oficializó en 1977.
Hoy día, del 1,5 millar de humanos que malviven entre cinturón del hambre y extrema pobreza, un 70%, excedentario en dolor, horror e impotencia, es femenino. Ahí queda eso.



Los derechos humanos de la mujer 
son parte inalienable, integrante e indivisible 
de los derechos humanos internacionales. 
(Reedición).

6 comentarios:

  1. Brindemos por ese futuro entonces.
    besos enormes.

    ResponderEliminar
  2. Hola Susana,esta visto que el matriarcadio celta,no interesava ha los gobernantes,puesto que era un pueblo conquistado,y apsorvido.

    Los romanos eran los avanzados los que poseian tecnitas que les permitian conquistar naciones.Menos mal que dejaron el codigo civil: que en cataluña duro asta la vigente constitución.

    Menos mal que la dictadura la mantuvo vigente; pues asi las mujeres catalanas podian disfrutar de privilegios que las españolas no tenian.
    El futuro, es muy oscuro en cuanto el respeto se refiere,beo las adolescentes, muy poco feministas, y los chicos muy machistas.
    Una abraçada

    ResponderEliminar
  3. Hola Basileia, felicidades por lo que te toca.

    Besos

    ResponderEliminar
  4. Excelente manera de reivindicar los derechos de las mujeres, quienes, como parte vital de la humanidad han visto pisoteada su dignidad desde épocas inmemoriales. Quienes nacimos con el privilegio de poder ejercitar nuestra igualdad nos encontramos en el deber de seguir luchando por la libertad y realización de todas.

    un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Hola cielo interesante texto
    espero que tubieras un bello dia de la mujer
    un beso muy grande

    ResponderEliminar
  6. Estoy a tu lado.
    hace tiempo que no sé de ti, tus otros blog no tengo permiso para entrar.
    te dejo un beso de ternura
    Sor.Cecilia

    ResponderEliminar

Seria interesante saber tu opinión. Gracias.

Related Posts with Thumbnails

DIFUNDE ESTOS BANNERS, GRACIAS